6 DE NOVIEMBRE DE 2022-CONMEMORACIÓN BICENTENARIO CONCELLO DE PARADELA-RUTA DEL CAMIÑO VELLO DE ALDOSENDE (PARADELA)-RIBEIRA SACRA

6 DE NOVIEMBRE DE 2022
CAMIÑO VELLO DE ALDOSENDE (PARADELA-LUGO)-RIBEIRA SACRA-ACTIVIDAD COLABORATIVA CON EL CONCELLO DE PARADELA


Distancia: 11,5 km
Duración de la ruta: 3 horas 30 min.
Dificultad: Fácil-Media
Tipo de ruta: Travesía
Descripción de la ruta:

Se trata de una de las rutas más impresionantes a realizar dentro de la Ribeira Sacra y una de las más bellas de toda Galicia, en el municipio de Paradela, y que define perfectamente los elementos más característicos de este espacio natural como son sus fantásticos bosques autóctonos, sus viñedos, su riqueza patrimonial, y los espectaculares paisajes que nos ofrece sobre el cañón del Miño.

Esta ruta está trazada sobre el antiguo camino de acceso a pie que existía a la aldea de Aldosende, atravesando parajes preciosos, muy aislados, y con zonas realmente espectaculares en las que el sendero, tallado en la misma piedra, discurre por un estrecho desfiladero con vistas magníficas sobre el cañón del río Miño.

A lo largo de esta ruta tendremos la ocasión de contemplar diversos y variados elementos entre los que se encuentran:

-Impresionantes miradores que reflejan la grandiosidad del cañón del Miño a su paso por este municipio entre los que se hallan el mirador de Cabodevila e Penedo do Bico, mirador de Sta. Marta, Adega dos Penedos, San Facundo, mirador da Volta do Castelo y mirador de Aldosende, desde los cuales tendremos vistas maravillosas como las del meandro de Cabanouzo.

-El monasterio de San Facundo de Ribas do Miño, monumento nacional desde 1982 y considerado la primera manifestación del gótico en España, que fue fundado en 1120 por los monjes benedictinos para acoger a los peregrinos que viajaban a Santiago.

-El impresionante Desfiladero de Bacelo, con un sendero tallado sobre la misma roca, equipado con protecciones de seguridad y que sin duda es uno de los más espectaculares existentes en Galicia, construido para conectar las zonas de viñedos y para lograr el acceso directo a la aldea de Aldosende.

-La antigua aldea de Sta. Marta, casi toda oculta por las aguas del embalse de Belesar, con una gran singularidad e interés paisajístico.

Se trata del antiguo camino que comunicaba Portomarín con la aldea de Aldosende que fue muy frecuentado por los monjes benedictinos y cistercienses de San Facundo de Ribas de Miño con el fin de disfrutar de los paisajes que ofrece en meditación , además de controlar el estado de las pesquerías de anguilas del río Miño, acondicionar bodegas y trasladarse a la villa de Portomarín para vender y comprar productos.

Iniciamos este itinerario en las proximidades de la Ribeira de Loio, concretamente en el mirador de Cabodevila, desde donde tenemos una primera y extraordinaria vista del embalse de Belesar, divisando la población de Portomarín, el pueblo de Ferreiroá, inundado por el embalse de Belesar en 1963, el castro de Castromaior, yacimiento arqueológico de la Edad del Hierro, y la desembocadura del río Loio en el Miño.

Después de disfrutar de este bello mirador, proseguimos la ruta hasta un desvío que nos lleva hasta las orillas del Miño donde nos encontramos con el lugar de Sta. Marta, con sólo unas pocas casas que quedan de la antigua aldea sumergida bajo las aguas del embalse en 1963. Este núcleo de población llegó a contar con 7 vecinos, tenía fama por la pesca de la anguila y está situado en un lugar muy bello, en un codo del Miño, rodeado de viñedos. En sus proximidades se halla la capilla de Sta. Marta, construida por Fenosa en sustitución de la antigua sumergida, que se halla completamente abandonada.

Continuamos por un bello sendero que se introduce en preciosos bosques hasta salir a un nuevo mirador, también espectacular, el mirador de Sta. Marta, desde el cual tenemos otra bella panorámica del Miño.

Continuamos la ruta hasta un nuevo desvío que nos conduce hasta la población de A Adega, practicamente abandonada, donde en los restos de sus viviendas podemos ver pajares, eiras, horno, hórreo, una pequeña bodega y una pequeña industria con restos de telares para fabricar tejidos. En un patio de esta aldea, además, nos encontramos con el mirador Adega dos Penedos, con otra estampa absolutamente espectacular del cañón del Miño, divisando enfrente la capilla de Sabadelle.

Seguimos el itinerario por un sendero que desciende casi hasta el nivel del agua y que nos conduce, entre viñedos, hasta el Monasterio de San Facundo de Ribas de Miño, declarado monumento nacional en 1982 y considerado la primera manifestación del gótico en España. El monasterio fue fundado en 1120 por los monjes benedictinos para acoger a los peregrinos que viajaban a Santiago y que no podían pagar el peaje del puente de Portomarín. Del conjunto se conserva actualmente la iglesia y casa rectoral.

Salimos del monasterio por un camino que nos lleva a un nuevo mirador, el mirador de San Facundo, a los pies mismo del Miño, con un paisaje espléndido.

A partir de este punto iniciamos un recorrido por un camino precioso y solitario que discurre en paralelo al cañón del Miño, con inmejorables vistas del mismo en todo momento. En esta zona no veremos viñedos, sino altos acantilados que forman el cañón sobre el Miño, y laderas salvajes sin trabajar.

Llegamos al mirador da Volta do Castelo, que hace referencia a una antigua mansión, la Abelaira del Priorato, que existía en las cercanías con capilla, molino, pesqueras, campos, viñedos, colmenares, etc.. Este tipo de viviendas en la Edad Media se denominaban Castelum (castillo). Y el nombre también hace referencia al giro a la derecha que el río Miño hace en este lugar, donde se produce un aumento de su caudal favorecido por la inclinación del terreno y la confluencia con el arroyo de Bacelo.

A partir de aquí comenzamos a ascender por un sendero espectacular, remontando el desfiladero de Bacelo, que cuenta con protecciones para mayor seguridad, y que recuerda otros famosos desfiladeros de España como el de los Gaitanes. El desfiladero es absolutamente espectacular y hacen de esta ruta una de las mejores que se pueden realizar en toda la Ribeira Sacra.

Ascendemos duramente hasta llegar al mirador de Aldosende, donde veremos una extraordinaria estampa del meandro de Cabanouzo, que se forma en la desembocadura del arroyo de Bacelo y que tiene cierto parecido con el más conocido Cabo do Mundo. Sin duda es una imagen que recordaremos durante mucho tiempo.

Proseguimos la ascensión hasta salir a un buen camino que nos lleva sin pérdida hasta la aldea de Aldosende, final de esta espectacular ruta por tierras de Paradela.

-FINAL DE RUTA: ALDEA DE ALDOSENDE





No hay comentarios:

CONTADOR DE VISITAS

FOTOS ACIVRO
Travesía El Puerto-Pola de Somiedo (Parque Natural de Somiedo-Asturias)
Travesía por los Montes Aquilianos (Valle del Silencio-León)
Ruta La Cueta-Peña Orniz (Babia-León)
Ruta Laxe-Camelle-Arou (Costa da Morte-A Coruña)
Ruta Caión-Baldaio-Malpica (Costa da Morte-A Coruña)
Majada de los Moyones (Parque Natural de Redes-Asturias)
VIDEOS DE SENDERISMO CON ACIVRO

VIDEO GERAS-VEGA DE PEÑASILLADA-CERRO PEDROSO-FOZ DE PALANCO (De Víctor Trincado)

SENDERISMO CON ACIVRO 26

SENDERISMO CON ACIVRO 25

SENDERISMO CON ACIVRO 24

SENDERISMO CON ACIVRO 23

SENDERISMO CON ACIVRO 22

SENDERISMO CON ACIVRO 21

SENDERISMO CON ACIVRO 20

SENDERISMO CON ACIVRO 19

SENDERISMO CON ACIVRO 18

SENDERISMO CON ACIVRO 17